Luis Manuel Sánchez. Preguntas y respuestas

Luis Manuel Sánchez. Preguntas y respuestas

Durante la entrevista al Mtro. Luis Manuel Sánchez Rivas realizamos una serie de preguntas rápidas para conocer cómo fue su vida estudiantil. Les compartimos sus respuestas.

¿En qué taller estabas? 

Convivencias.

¿Cuál era tu clase favorita? 

Era bueno. Era ñoñón, salí con 9.6. La verdad Matemáticas lo disfrutaba, no se me hacía complicada, cálculo.

¿Cuál era tu profesor favorito? 

Yo creo que era Luis Gabriel Ortiz

¿Tenías un apodo? 

El Músico, a la fecha, aquí en el Inhumyc siempre es El Músico.

¿Quién era tu mejor amigo o amiga?  

Diego García Fernando y a la fecha lo es.

¿Blancos o azules? 

Azules.

¿Te gustaban las convivencias? 

Mucho.

Cuando te volabas clases, ¿a dónde te ibas? 

A casa de una amiga y ahí se armaba la fiesta.

¿Cuál era tu comida favorita en la cafetería? 

Había unas quesadillas que ponía una señora que se llamaba Anita en una combi al lado de La Salle. Esas quesadillas… Hace mucho que ya no está, pero todavía sueño con ellas.

¿Quién te gustaba?  

Nos vamos a tardar entonces. Tenía compañeras súper guapas. Una de las que más me gustaba, que era también amiga mía y a la fecha, Fernanda Díaz.

¿Cuál es la travesura que más te acuerdas?  

No fue mía. Lo recuerdo muy bien porque era mi grupo de amigos. Un Día del Inhumyc, en un concurso de murales le pintaron bigotes a uno de los murales. En ese momento fue un show todo lo que pasó. Aparte era el mural preferido, el que iba a ganar. En su momento fue muy chistoso. Ese grupo de amigo eran los Pampers, todavía así se llaman. Es un grupo de siete amigos que seguimos llevándonos y viéndonos después de 15 años, seguimos juntándonos y acordándonos de muchísimas cosas.

¿Qué hacías en los descansos?  

Salía a comer quesadillas y a veces me iba a Radio Inhumyc.

¿Quién era el profesor más barco?  

Un profesor que tuve en 6º, porque aparte yo estudié área 3, se llamaba Jaime Valerio. Digo se llamaba porque creo que ya falleció, pero híjole, pobrecito. Ya lo pienso y me da un poco de… su ternura. Ya era un señor, habrá tenido unos 60 años tal vez. Era un relajo su clase, varias veces cuando entraba al salón, estaba explicando y no sé por qué, de repente, había un grupo de personas en mi salón que era bastante desmadroso y todo el grupo del entraba al desmadre a veces.

Me acuerdo que varias veces estaba el maestro dando clase y empezaba uno a hacer el ruido de un borrego, otro el de una urraca, en algún momento el salón era un zoológico porque todo mundo hacía un sonido de un animal y el maestro no sabía qué hacer. Sólo decía: Jóvenes, ya por favor. Pero era un zoológico. Imagínate, pasabagente y volteaba y veía a alguien graznando. Imagínate, porque antes eran grupos de 50, eran grupos enormes.

Yo estaba en el edificio de rombos, en el salón de ahí abajo. Estaba conectada una máquina de refrescos a mi salón. Era muy chistoso porque Diego y yo lo que hacíamos era que veíamos cuando alguien se acercaba, veíamos que le echaba el dinero y le desconectábamos la máquina. Nada más veíamos cómo se encabronaban con la máquina. Le pegaban y le decían: ¡pinche máquina!. Ya se iba, la conectábamos y salía el refresco.

¿Te dio clases la Chaca? 

Sí, claro. Uno, do’, tre’, cuatro’, cinco, sei’, siete, ocho…

¿Qué es lo que más recuerdas del Inhumyc? 

Alegría.

¿Hacia lo alto?  

Sí.

Define Inhumyc en cinco palabras: 

Alegría, trascendencia, armonía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *